Pedraza y Sepúlveda, villas históricas

Pedraza

La Plaza Mayor de Pedraza

Pedraza (provincia de Segovia, en Castilla y León) es uno de los muchos pueblos españoles de trazado medieval que merece la pena visitar.

Si llegas a Pedraza en coche, no aparques fuera del recinto amurallado: entra por la Puerta de la Villa (la carretera te lleva allí directamente) y conduce hasta la esplanada del castillo, donde encontrarás un enorme aparcamiento.

Adosada a la citada puerta de la muralla está la Cárcel de la Villa, recientemente restaurada y visitable. Más allá, la calle Real asciende hasta la Plaza Mayor, desde la que luego continuarás subiendo hasta el castillo.

Pedraza: la calle Real

La Plaza Mayor exhibe los típicos soportales de las plazas castellanas. En ella están el Ayuntamiento y la iglesia de San Juan, originalmente románica y luego remodelada en estilo barroco.

El castillo de Pedraza, reedificado en el siglo XV, fue reformado de nuevo a principios del siglo XVI. Cuenta con una enorme torre del homenaje y un foso, y está construido al borde de un precipicio.

Castillo de Pedraza

Ya en el siglo XX, el castillo fue adquirido por el pintor Ignacio Zuloaga, que lo restauró e instaló allí su taller. Actualmente es un museo en el que se exhibe una parte de la obra del artista.

Sepúlveda

La histórica villa de Sepúlveda está sólo a 25 kilómetros de Pedraza, así que sería una lástima no aprovechar el viaje para visitarla también (y, si es posible por cuestión de horario, disfrutar de su famoso cordero lechal asado en horno de leña).

Puedes empezar la visita a Sepúlveda en su Plaza Mayor, para luego recorrer la calles de la villa y ascender hasta la iglesia del Salvador.

Plaza Mayor de Sepúlveda

En la plaza puede verse lo que queda del antiguo castillo medieval, que tiene adosado un edificio del siglo XVIII, con balconada corrida, coronado por un reloj. Mirándolo desde la plaza veremos asomar, a la derecha del castillo, la torre de la iglesia del Salvador.

Iglesia del Salvador de Sepúlveda

La iglesia románica del Salvador está situada en la cima de un cerro. Su construcción se inició en el siglo XI. Cuenta con una galería porticada y una torre exenta.

Pórtico de la iglesia del Salvador

Y ya que estás en Sepúlveda no te queda más remedio que acercarte al río Duratón, que rodea la villa por el norte. Al menos podrás acercarte al puente Talcano, donde comienza uno de los senderos que discurren por el parque natural de las Hoces del Duratón…

Vista del río Duratón desde el puente Talcano

…porque la visita del parque natural de las Hoces del Duratón merece un viaje para ella sola.

Hoces del Duratón

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.